sábado, 27 de mayo de 2017

Sandalias para el verano 2017 si tienes el pie pequeño.

¡Buenas noches a todos! Después de un largo periodo de inactividad, vuelvo por aquí, y espero una vez más que sea para quedarme, y pueda volver a postear más a menudo. Tengo un tema del que quiero hablar, pero quiero meditarlo un poco más. Así que hoy traigo algo light, y traigo esto porque estoy emocioná perdía con ello, de verdad.
Ya conocéis una de mis muchas particularidades, y en este caso, me refiero al de tener un pie bastante pequeño. Esto es un incordio en invierno, pero a las malas, te calzas tres plantillas y vas tirando. Esto es prácticamente imposible en verano, y a mí y a mis pies no nos queda otra solución que recurrir al calzado infantil. Suena un poquito triste, pero es mejor que nada xD. Pues bien, el otro día, deambulando por un centro comercial, me dio por pasar a mirar la sección de niña del H&M. Sin mucha fe, la verdad; no esperaba encontrar algo que no fuese demasiado infantil, o rosa, o que llevase la cara de algún personaje de Frozen o Moana, pues para el H&M, el 33 es un número que solo tienen niñas de 1 1/2 a 10 años; a partir de ahí, dejan de fabricarlo y empiezan por el 34. Ergo sin contar siquiera con la sección de niñas preadolescentes (donde sea dicho, yo aprovecho hasta para comprarme ropa básica, igual que hago en el Decathlon y cosas así; la misma cosa, en la sección de adultos cuesta más cara, así que yo aprovecho y me la llevo de ahí; que el hecho de que sea capaz de calzarme una talla 12 años valga para algo jajajajajajaja) no llevaba muchas esperanzas. Pero sonó la flauta, y vaya que si sonó. Me llevé un gangazo en toda la cara, y encima me gustan bastante, mucho más que las que he tenido en los últimos años.
Las sandalias en cuestión

De regalo, una foto pies, porque I´m in love con ellas jajajajajaja.




Y así se me ocurrió esta entrada. Para compartir mi felicidad por haberme llevado estas (<-- Link) sandalias a 10€ y por si pudiera ayudar a otras personas que compartan mi mismo problema, que me imagino que existirán en alguna parte y que no estoy sola en el mundo jajajajajajajaja. Os dejo por aquí las mejores que he encontrado, y los links para verlas:


H&M, aquí por 15€.


Tino González, agotadas online, pero las he visto en tienda. 27€.

Tino González, aquí por 20€.

Merkal, 23€. Estas me las compré yo por desesperación pura el año pasado, de ahí mi emoción de comprar esta vez unas sandalias por 10€ xDD.

C&A, 15€. Son un poco rarunas pero a mí me gustaron y por casi me las compro xD.


Deichmann, 17€. Estas bailarinas me parece que tienen su aquél.



Deichmann, 20€. De estas la suela blanca no me apasiona, pero que tengan un poco de cuña es una ventaja. 


Esto es todo lo que he podido encontrar, y sí, no es la gran cosa, pero para ir tirando me doy con un canto en los dientes; la otra opción sería gastarme una pasta en zapatos a medida y no estoy en absoluto por la labor jajajajajajajaja. Ojalá a alguien le sea de ayuda para evitar que se desespere en su búsqueda de zapatos. ¡Larga vida al pie pequeño! 






3 comentarios:

Holden dijo...

Mi pie es el estándar de los zorros: un 42, nada de lo que sorprenderse, estoy en la media. Ahora, que lo que sí que tengo que decirte es que odio las sandalias, creo que por que mi madre me bligaba a ponérmelas de cachorro y claro, las sandalias no son un calzado adecuado para un zorro aventurero, inquieto y explorador. Me hacía trizas los dedos meñiques y se me metían chinas todo el rato, no sé si me entiendes :D

Además, seguro que a ti te quedan mejor que a mí ^^

Pequeña Hobbit ~ Laitaine dijo...

Las sandalias para hacer el cabra, o el zorro en tu caso, son poco útiles. Yo no las amo con fervor, pero en el verano algo se agradecen, aunque yo lo de que se me metan chinas también lo llevo muy mal jajajajajajajaja. Para ir de aventuras, siempre mejor unas buenas deportivas o como poco, un zapato cerrado:P

¡Buenas tardes Sr. Zorro! Jajajajajaja

Holden dijo...

Los zorros es que incluso en verano llevamos botas si podemos y el calor nos lo permite. Nada como unas buenas botas para no resbalarte en el momento más inoportuno.