lunes, 2 de mayo de 2016

Reflexiones.

Mira a la luna. En sus destellos se ilumina la esperanza de un corazón risueño cabalgando entre  las estrellas. No hay sueños que puedan ser rotos, no hay ilusiones que puedan ser marchitas, si el corazón se dispone a luchar por ellas hasta el último y melancólico latido. Acecha la oscuridad en cada esquina, y desborda desde los anales de la historia las almas de los seres racionales predispuestos al dolor. Y aunque parezca imposible luchar contra esa fuerza invisible, implacable, no lo es. Puede combatirse con otro ente intangible mas fuerte que el puro titanio: la fe. Y no estoy hablando de la fe en un ser superior que alivie nuestras cargas y perdone nuestras faltas, si no la fe en la bravura de nuestros corazones, la brillantez de nuestras mentes y la pureza de nuestras almas. Así y solo así,
puede combatirse la oscuridad que nos acomete día tras día, desangrándonos cuán sanguijuela, lenta pero continuadamente, subiéndose a nuestras espaldas y dificultándonos nuestro camino hacia nuestro destino, acongojándonos e impidiéndonos respirar, tratando de que cesemos de trabajar por nuestras ilusiones. Y es bien cierto que esta fuerza penetra en tu mente y te destroza, que te tira de rodillas, contamina tu alma y enturbia tus pensamientos, pero aún así, debes ser consciente y buscar la luz que lo disuelva, que te enseñe hacia dónde arrastrarte, y te permita volver a moverte y no estancarte en una vida vacía, que es lo mismo que la triste y decadente muerte.


He encontrado este fragmento en otro blog antiguo que tengo; son palabras que escribí hace más de un año, pero que me parece, siguen estando acertadas. Espero que os gusten.
Un cordial saludo, pequeños diablos.

5 comentarios:

Holden dijo...

Está muy bien, la verdad, aunque yo soy mucho más alegre y optimista y no termino de ver la vida tan oscura ni tan lóbrega. Bonitas palabras en todo caso ^^

Invierno Le Fey dijo...

Me reconozco entre esos "seres racionales predispuestos al dolor", con tu permiso claro XD

Siempre mola leer cosas que escribimos hace tiempo, aunque molaría más si aquellas palabras que nacieron de un dolor, hoy las sintiéramos vacías...

Sin embargo, ¿me permites decir algo? ¿por qué no en vez de luchar contra tu oscuridad, la aceptas y caminas con ella, como una amiga borde a la que en el fondo hay que querer? Quizá así veas que no hace falta luchar, solo tomar otra estrategia ^^

¡Un abrazo, preciosa!

Madame Krueger ~ Pequeña Hobbit dijo...

Y me encanta tu personalidad, Holden, de verdad xDD. Leer tu blog siempre es muy agradable, porque eso se nota en todo lo que escribes. Y que tienes un sentido del humor con el que yo me río mucho, sinceramente :P.

¡Gracias por le halago! Las escribí hace mucho y era más niña y tal, pero no es lo peor que he hecho, es suficientemente decente como para ponerlo por aquí sin morir de la vergüenza jajajajajajaja.

¡Un saludo y unas patatas! xDDD

Madame Krueger ~ Pequeña Hobbit dijo...

Invierno Le Fey, sabía que lo harías. Si yo me identifico con tus palabras, era fácil que te pasara lo mismo con las mías, sobre todo en un sentimiento que se nos hace tan común.

No estoy tan rota como estuve alguna vez, así que leo mis antiguas palabras con tristeza pero también con cierta esperanza, al ver que no todo tiempo pasado fue mejor. Ahora estoy mucho mejor dentro de la gravedad, ¡no hay color! jajajajajajaja.

Me lo he planteado más de una vez e intento enfocarlo un poco de esa forma, cuando consiga controlar un poco mis "crisis" de negatividad y tristeza, creo que me será más fácil tomar esa oscuridad como una amiga en el camino y no como algo más.

¡Muchas gracias por el consejo, guapa!

L. Rhoeas dijo...

Me ha encantado cómo está escrito y he sentido la necesidad de comentarte algo :)

En mi opinión, puede resultar algo oscuro a primera vista, pero sin duda alguna, en el momento que escribiste esto y espero que ahora también, se te nota una gran fuerza en tu corazón; se te nota valiente.
Al fin de al cabo, es de lo que quieres apartarte, de toda esa oscuridad y por eso creo que es de alguna manera optimista, a su manera.

" ...la fe en la bravura de nuestros corazones, la brillantez de nuestras mentes y la pureza de nuestras almas. "

Simplemente, perfecto.